La Unidad de Cuidados Intensivos de la Clínica Comfamiliar se define como FAMILIA y más en este momento tan crucial para la salud de la sociedad.

Como en todas las clínicas, la UCI es el sitio donde se instalan los pacientes que requieren mayor atención de la clínica, o que por su estado de salud necesitan un soporte vital avanzado o un monitoreo continuo.

La Clínica Comfamiliar cuenta con dos Unidades de Cuidados Intensivos, una dotada con 14 camas y la otra con 17, cada una con monitores de signos vitales, hemofiltración venosa a través de una máquina llamada prismaflex, electroencefalografía básica para monitorear la sedación, además se cuenta con cuatro cubículos de aislamiento especiales para pacientes con enfermedades respiratorias, entre otros elementos que permiten a los usuarios permanecer en condiciones óptimas.

La UCI de Salud Comfamiliar, tiene dos coordinaciones que permiten el desarrollo integral y eficiente para cada situación, la Coordinación Médica es la encargada de protocolos médicos, de organizar la parte de los médicos intensivistas y de guiar a los médicos generales que sirven de apoyo, el coordinador médico es el encargado de hacer una ronda diaria donde se establece completamente todos los puntos de vista para analizar el paciente; por otra parte está la Coordinación de Enfermería que es la encargada de toda la parte administrativa de la unidad para verificar que todo funcione adecuadamente y por último se tiene una Coordinación que es transversal a toda la clínica, la de Terapia Respiratoria.

En este momento las visitas de acompañamiento a la UCI están suspendidas por orden del Ministerio de Salud y Protección Social, pero la Clínica Comfamiliar entiende la necesidad de las familias de saber cómo es el estado de salud del paciente y por esta razón se creó una estrategia de comunicación, donde una vez al día el médico intensivista se comunica con el familiar del paciente para explicarle la evolución del usuario en la Unidad.

El personal que se encuentra en la UCI, como intensivistas, médicos generales, enfermeros profesionales y auxiliares de enfermería todos son certificados en Cuidado Intensivo, además se cuenta con terapeutas respiratorios, fisioterapeutas, apoyo del grupo nutricional y familiar, como psicólogos y una trabajadora social.

El equipo de trabajo de la Unidad de Cuidados Intensivos, no solo cuentan con todas las medidas de protección personal, sino emocional, donde la Coordinación de Enfermería de la UCI, en compañía de los psicólogos y trabajadores sociales están atentos para ayudarlos a enfrentar cualquier síntoma de estrés o ansiedad debido a la situación.

 

Hoy más que nunca en Comfamiliar Risaralda trabajamos para que tengas la mejor atención.